Por efecto dólar, hay aluvión de extranjeros en centros de esquí

· 17 Jul 2019 ·
Categoría:
0 Comentarios

Entre un 30% y un 40% de los visitantes provienen de otros países. Una buena calidad de nieve, un tipo de cambio barato y mejoras en la conectividad aérea generaron un boom de esquiadores.

Todos los planetas se alinearon esta temporada para los centros de esquí, que ya festejan un invierno con números que hacía mucho no conseguían.

“Este año la temporada arrancó temprano. El fin de semana XL tuvimos 75% de ocupación en Bariloche y estimamos llegar al 90% para las próximas semanas. Hoy al cerro Catedral están subiendo unos 11.000 pasajeros por día”, comentó Gastón Burlón, secretario de Turismo de Bariloche, un número alto considerando que esos datos son de temporada baja. El año pasado el récord fue de 14.000 pasajeros diarios, cifra que probablemente superarán.

Tres factores beneficiaron este año al turismo de invierno: por empezar, hay mucha nieve en todos los cerros con pronósticos que auguran que continuará así. Por otro lado, en el interior del país la mayoría tuvo el receso escolar las dos primeras semanas de julio, por lo que no coincidieron con las de Buenos Aires, que recién arrancaron o bien comienzan el lunes. Por último, la devaluación trajo un aluvión de extranjeros. Un dato a destacar es que en Brasil, las vacaciones de invierno comenzaron ayer, por lo que se espera lleguen turistas en masa.

“Tuvimos uno de los mejores arranques de la temporada. Este año creció muchísimo el turismo extranjero, con visitantes de Brasil, Uruguay, Chile, Perú y Colombia. Calculamos que representan un 30% de los visitantes”, explicó Juan Pablo Pedial, gerente comercial de Chapelco Ski Resort.

De igual manera, se manifestó Pablo Torres García, CEO de Cerro Bayo: “Hay un 30% de extranjeros. La mayoría es peatón, es decir que viene a hacer otras actividades al cerro como culipatín o caminatas con raquetas”.

En Bariloche, el número es un poco más alto, con un 40% de visitantes de otros países.

Las conectividades aéreas desde y hacia las provincias con nieve también fueron un plus este invierno. Por ejemplo, el tramo Brasil-Bariloche cuenta con 16 vuelos semanales. “Este sábado vamos a llegar a un récord histórico de vuelos. Mientras que el año pasado, ese número fue de 35, este fin de semana vamos a alcanzar los 41”, sostuvo Burlón.

Sólo en junio, Bariloche recibió un 20% más de pasajeros que el año pasado, por lo que las expectativas para lo que queda del invierno son muy buenas. Incluso, la postal es muy parecida en el resto de los centros. El último vuelo del día Buenos Aires-Chapelco, viaja últimamente repleto de turistas. Por otro lado, Uruguay, la única que sobrevivió a la escala en Aeroparque, también aprovecha para viajar al sur, con una gran cantidad de visitantes en la nieve argentina.

Si bien los precios están lejos de haberse congelado (se calculan aumentos de hasta el 40%), los amantes de la nieve acuden a las promociones, cuotas y alianzas con tarjetas para vivir el invierno a flor de piel. Muchos argentinos esperarán que pasen las vacaciones para aprovechar los precios de la temporada media y baja para disfrutar de la mejor de la nieve.

ambito.com

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.